Jueves 9 de Julio de 2020

  • 13.5º
  • Mayormente soleado

13.5°

El clima en Los Toldos

  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

12 de mayo de 2016

¿Cómo decorar con cuadros las paredes? Consigue la combinación perfecta

Una de las tendencias más en alza dentro del mundo del interiorismo es la utilización de uno de sus elementos decorativos clave, los cuadros. Pero su papel ha cambiado mucho durante los últimos tiempos y se ha reinventado para darte un millón de posibilidades más a la hora de llenar un espacio que creías perdido

Los cuadros siempre han supuesto ser un elemento decorativo clave en el mundo del interiorismo. Una de las nuevas tendencias en decoración es la de agruparlos formando con ellos una composición grupal; por lo que debemos huir de colocarlos por separado o simplemente utilizarlos de forma individual para llenar huecos, el concepto ahora es muy distinto. ¡Los tiempos han cambiado!
Lo que se pretende es conseguir un mural con ellos y además, permitiéndonos el lujo de mezclar varios estilos: pinturas, láminas, mensajes, fotografías... e incluso pueden estar vacíos. ¡Cómo lo lees! Puedes hacerte simplemente con unos cuantos marcos bonitos y utilizarlos para decorar la pared. ¡El resultado es genial!
Asimismo, también podemos combinar distintos tamaños, colores y materiales mientras que dicha mezcla sea armoniosa. Pero no pierdas de vista que a la hora de crear nuestra composición debemos darle un sentido a la misma aunque podemos disponer los cuadros a nuestro gusto: bien de forma equilibrada o bien de forma asimétrica, solo tienes que ir probando.
 Por supuesto, todo ello debe pensarse en función de la habitación que estemos decorando y de la disposición del espacio y las paredes. El objetivo es que la decoración quede en sintonía con el resto de los elementos decorativos.
 
¿Colgados? ¿Quién dijo colgados?

Por otro lado, para salirnos de la rutina a la hora de decorar, otra de las tendencias en alza dentro del mundo del interiorismo es la de apoyar los cuadros sobre superficies en lugar de colgarlos en la pared. Una técnica que si es bien usada, en cuanto a espacio y tamaño, puede resultar perfecta en según qué estancias.
Por ejemplo, una simple balda o estantería puede ser el apoyo perfecto para nuestros cuadros, la superposición de los mismos además nos ayudará a crear una mayor profundidad y así darle otro efecto a la habitación. Además, nos pueden resultar muy útiles a la hora de darles distintos usos. A modo de cabecero es uno de los más utilizados y al mismo tiempo, se convierte en una opción más económica e ideal para tu dormitorio.
Como decíamos, otra de las opciones perfectas pueden ser las fotografías. Seguro que tienes cientos de fotos guardadas en tu móvil esperando a ser descargadas. Pues esta puede ser una ocasión perfecta para por fin imprimirlas, enmarcarlas y darle un estilo más personal a tu espacio. Te recordarán momentos inolvidables además de llenar por completo un espacio que creías perdido.
Y por último, el washi tape también puede servirte como inspiración a la hora de llenar espacios en paredes. Simplemente haciendo un marco con estos divertidos adhesivos (no hace falta rellenarlos) el resultado puede ser perfecto. Incluso utilizándolo para pegar las esquinas de tus láminas preferidas funcionará, ¿te atreves a hacer la prueba?

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios