5 de diciembre de 2016

Ariel Torrado Mosconi, ‘Tenemos que descubrir más lo que nos une que las diferencias’

El Obispo lo señaló al cumplir un año de su asunción como titular de la Diócesis de Nueve de Julio, el aniversario se sucedió el 1º de diciembre .

Al cumplirse un año de aquel acontecimiento, el Obispo reflexionó en el programa  ‘Despertate’ por Cadena Nueve y Máxima de la vecina ciudad de 9 de Julio, que como pueblo ‘tenemos que descubrir más lo que nos une que lo que nos separa’.

El sacerdote de 55 años de edad, en 365 días recorrió los 17 distritos de la diócesis que gobierna. ‘En algunas ciudades he estado hasta en cuatro oportunidades’, expresó en el programa  y se lamentó que todavía no terminó su derrotero ya que hay pueblos de algunas jurisdicciones que todavía no visitó.

En ese sentido, procede recordando el pedido de Francisco, al decir que ‘quiero sacerdotes con olor a oveja’. Monseñor Ariel Torrado Mosconi, va al rebaño y predica. ‘Trabajamos para una iglesia de puertas abiertas’, resaltó.

Se le recordó que al asumir invitó a los sacerdotes de la diócesis a actuar como el Padre Brochero que iba a predicar a cada casa sin importarle las condiciones en las cuales llevaba la palabra de Jesús. Es decir, lo hacía a pie en burro, con sol o lluvia, frío o calor. ‘Como iglesia vamos hacia los que están mas lejos o alejados’.

‘Para mí no existe la yeta, gracias a Dios’,  dijo el Obispo al hacerse referencia que un 17 de noviembre fue ordenado sacerdote, en 1990; la diócesis tienen 17 distritos y lo unge obispo de Santo Domingo de Guzmán, Francisco que cumple años el 17 de diciembre. ‘Esto es causalidad’, acoto.

‘Hay grieta y lo único que la puede cerrar es el amor, la caridad’, resalto Monseñor Ariel Torrado Mosconi al hacer referencia sobre las divisiones en la sociedad.

‘La iglesia como espacio de dialogo’, es la consigna que lleva adelante en este primer año como titular de la diócesis. ‘Ofrezco a la iglesia como espacio de dialogo y siempre pido hacerlo desde aquello que nos une’, enfatizo.

‘Es providencial que haya iniciado mi tarea como Obispo de Nueve de Julio en el año de la Misericordia’. Este mensaje sugerido por el papa Francisco es importante y lo que he procurado es en este año llevar el núcleo del evangelio.

En otro pasaje de la conversación, se le mencionó que hace un año al asumir la conducción de la diócesis santo Domingo de Guzmán, dijo que le pedía al Señor, sabiduría para gobernar con prudencia y caridad, humildad, para llevar el mensaje de Jesús, sin creérsela y generosidad para transmitir el evangelio con alegría y todos sus conocimientos. Sobre esos pilares sigue construyendo su actividad cada día. ‘La iglesia es de puertas abiertas y vamos hacia los que están mas lejos o se han alejado’, subrayo.

Al mismo tiempo señaló que  se reunió con docentes de todos los establecimientos católicos en la sede del Colegio Jesús Sacramentado. El mensaje central estuvo referido a la Misericordia. Curiosamente este año cerró el ciclo impulsado por Francisco pidiendo a los sacerdotes a inclinarse a sentir compasión por los que sufren y ofrecerles ayuda espiritual, y material de ser necesaria.

El Obispo Ariel comienza las actividades a hora temprana. Una de las actividades tras las oraciones es caminar,  y los fines de semana lo hace, particularmente en cercanías del parque Gral San Martín. ‘Es muy triste’ el cuadro que ve sábados o domingos a las 7 u 8 de mañana de jóvenes consumidos por el alcohol o drogas.  Al respecto, se le recordó que hace unos meses el planteo desde el púlpito la necesidad de crear una casa de asistencia de los necesitados ante este flagelo social y al ser consultado sobre el eco que el pedido tuvo dijo que ‘fueron unos pocos los que se acercaron cuando esperaba que fuesen muchos más’ por lo que la problemática encierra. Con esos escasos se avanza y se movilizan en busca de encontrar un camino de atención a la crisis. Al respecto, y toda vez que no bajó lo brazos,  el 20 de este mes, junto a especialistas hará una reunión para seguir abordando la cuestión adicciones y drogas. ‘Hay que acercase a los jóvenes, contenerlos, conversar, escucharlos’ añadió con calidez profunda por lo que centro que ayude a los que hay, como el Centro de Adicciones, contribuirá. La situación también fue abordada en la última reunión de obispos en Pilar a la cual Ariel Torrado Mosconi asistió y escuchó las descripciones de otras diócesis. ‘Es un tema preocupante y debe ser tratado sin mirar para otro lado’, reflexionó.

Una de las actividades en busca de fomentar el diálogo entre todos los sectores sociales a los fines de encontrar puntos de coincidencia y trabajar en caminos comunes, el Obispo se ha reunido con los diputados e intendentes de la cuarta sección electoral – la jurisdicción política es casi iguala la eclesiástica -comprometiendolos a fomentar las concomitancias y sobre ellas trabajar mirando el interés de la gente.  Francisco nos ha enseñado cuando todavía era cardenal Bergoglio, que ‘los problemas hay que comenzar a mirarlos desde la periferia ya que ayuda a una mejor comprensión’, añadió el prelado. 

El obispo tambien se reunió con sacerdotes en la diócesis, luego almorzaron juntos – disfrutó de un asado, su comida favorita- y en la Catedral Santo Domingo de Guzmán hubo una misa por su primer aniversario como titular de la diócesis de Nueve de Julio.

‘Estoy muy feliz de la tarea encomendada en Nueve de Julio’, dijo el prelado, antes de dejar una bendición final desde la radio, para añadir ‘Expreso mi afecto a todo el pueblo  y estoy abierto a todas las iniciativas que me quieran acercar’.

Credito: Cadena nueve

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios