25 de noviembre de 2015

Vidal garantizó que los estatales cobrarán noviembre, diciembre y el aguinaldo con "normalidad"

El gobernador bonaerense, Daniel Scioli, recibió la mandataria electa, María Eugenia Vidal, en lo que fue la primera reunión en el marco de la transición de gobierno...

Vidal arribó acompañada por un equipo de colaboradores e ingresó por una de las puertas laterales de la Casa de Gobierno provincial, por calle 51 de La Plata.
Fuentes de la Gobernación dijeron que Scioli y Vidal mantuvieron un encuentro a solas y luego se sumaroan colaboradores de ambos para dialogar sobre aspectos vinculados con el traspaso de cada área. 

La gobernadora bonaerense electa, María Eugenia Vidal, se manifestó conforme este mediodía con el encuentro mantenido hoy con el mandatario en funciones, Daniel Scioli, el primero con vistas a la transición de gobierno.

Al término del encuentro mantenido en La Plata, Vidal aseguró que "ha sido una buena reunión" y que abarcó a parte del equipo que la acompañará en su gobierno y de los ministros de Scioli.

"Hemos repasado en líneas generales los principales temas", dijo, y consideró que "así deben ser las transiciones" entre dos gestiones de gobierno.

Asimismo, indicó que una vez asuma buscarán herramientas económicas junto al gobierno nacional para el pago de diciembre y aguinaldo.

Vidal, garantizó que el mandatario en funciones, Daniel Scioli, se hará cargo del pago de los salarios de noviembre a los trabajadores estatales y que será ella quien gestione la ayuda de la Nación para abonar los haberes de diciembre y el medio aguinaldo.

"Queremos llevar tranquilidad" a los empleados públicos de la provincia, dijo tras el encuentro que mantuvo con Scioli, porque la actual gestión "ha previsto el pago de los salarios de noviembre", y sostuvo que luego de asumir ""vamos a trabajar con el gobierno nacional para da respuesta y que puedan cobrar los salarios y aguinaldo" de diciembre.

Por su parte, su ministro de Economía, Hernán Lacunza, garantizó que "no se va a reducir" la planta del personal de trabajadores estatales e indicó que el Presupuesto 2015 estará previsto enviarlo "entre el 10 y 15 de diciembre a la Legislatura para que sea aprobado antes de fin de año para poder empezar con una herramienta fundamental para la gestión", mientras que reveló que las cuentas tienen un déficit de 15.000 millones de pesos.

"Ha sido buena reunión, acordamos que cada uno de los futuros ministros se reúna con el ministro saliente para avanzar en el acceso a la información y en agendas comunes; y repasamos los principales temas que vienen en los tres primeros meses de gestión", sostuvo Vidal en conferencia de prensa tras reunirse con Scioli en la Casa de Gobierno provincial.

Números ocultos

Tal como adelantó Vidal en la víspera, uno de los temas que atravesará la charla con su par bonaerense será “el estado económico y financiero de la administración con números precisos, porque hay preocupación en algunos gremios estatales por el pago del aguinaldo en el mes de diciembre y en algunos proveedores”.

“Cuanto antes podamos avanzar en entender claramente cuál es esa situación y tener los números, mejor vamos a poder definir el presupuesto para el próximo año y las leyes claves de gobernabilidad”, adelantó la todavía vicejefa de gobierno porteño.

El PRO advierte además que todavía “faltan 10 días hábiles para asumir y no sabemos los números ni el estado actual de la negociación con los sindicatos, y necesitamos ganar tiempo, porque nos habíamos comprometido en no hacer campaña con todo este proceso, pero las elecciones ya pasaron”.

Por su parte, desde el sciolismo despejaron cualquier tipo de problemas en el traspaso, y aseguran que las cuentas “están en orden” y que la mandataria electa se “encontrará con una provincia ordenada, sin grandes deudas y totalmente manejable de cara al futuro”.

De esta manera, el oficialismo intenta mostrarse contundente en que no se dejará una herencia complicada desde el punto de vista económico a Cambiemos, y que de sucederse alguna clase de problemas, será mera responsabilidad de la conducción política que asuma el 10 de diciembre. 

Transición bonaerense que sigue su rumbo y que amenaza con encontrar baches en las sucesivas reuniones que se hagan entre ambos equipos, más que nada por la falta de información oficial de los números reales de la economía provincial, y que preocupan a Cambiemos de cara a la política que se pueda llegar a encarar para los próximos cuatro años.
 

Endeudamiento creciente

Un informe realizado por el IACPE (Instituto de Acción Cívica y Planificación Estratégica), que conduce el ingeniero Pablo Luchessi, señala las dificultades financieras por las que atraviesa la provincia de Buenos Aires en la actualidad.

“Pese a la mayor presión impositiva y por la pérdida relativa de las transferencias correspondientes por la coparticipación, la provincia de Buenos Aires acumula un persistente déficit fiscal. En 6 años el endeudamiento superó los $ 80.000 millones, creciendo cerca de $ 10.000 millones por año”, infiriendo el deficiente estado contable con el que se encontrará María Eugenia Vidal cuando asuma el poder.

COMPARTIR:

Comentarios