Domingo 7 de Agosto de 2022

Hoy es Domingo 7 de Agosto de 2022 y son las 21:22 -

ACTUALIDAD

12 de diciembre de 2021

Ómicron: 4 datos clave de la variante de COVID-19 que mantiene al mundo en alerta

Síntomas, transmisibilidad, desarrollo de la enfermedad y población que puede ser infectada: qué dicen los especialistas.

Hace 15 días, la Organización Mundial de la Salud (OMS) sumó a Ómicron entre las variantes de preocupación (VOC, por sus siglas en inglés). Su expansión y a quiénes afecta abrieron un nuevo panorama. Según los primeros datos, es más transmisible, afecta a los vacunados y ya contagiados; y tiene una sintomatología diferente. ¿Qué dicen los especialistas?

Para conocer los puntos más sobresalientes de esta nueva variante,  Javier Farina (MN 132.500), integrante del comité de expertos que asesoró al Gobierno nacional y es jefe de Servicio de Infectología en Hospital de Alta Complejidad Cuenca Alta S.A.M.I.C., a Pablo Bonvehí (M.N. 62.648), jefe de infectología del CEMIC y miembro de la Comisión nacional de Inmunizaciones (CoNaIn); y a Jorge Geffner, inmunólogo e investigador del CONICET.

¿La variante Ómicron es más transmisible?

A casi dos semanas de sumarse como VOC, Ómicron ya se detectó en 57 países. Es por eso que los expertos estiman que cuenta con una mayor transmisibilidad. La velocidad en que se extendió en el planeta provocó el cierre de fronteras, la restitución de restricciones y la vuelta de las medidas de cuidado en las naciones que las habían abandonado.

“Es una de las características que podríamos confirmar, ya que la velocidad en el aumento de los casos ha sido muy importante en Sudáfrica y en países vecinos. Se está trabajando para poder interpretar si el aumento tan brusco se asocia solo a la variante o también a otros factores, como puede ser el mayor testeo a partir del conocimiento de la circulación de la nueva variante”, explicó Bonvehí.

En tanto, Farina advirtió que estos datos son muy preliminares. “Tiene todas las características para serlo y lo está mostrando. Probablemente desplace a las variantes previas y eso implicaría que es más contagiosa, pero todavía no podemos atribuirle esa capacidad porque quizás pueda evadir la respuesta inmune, con lo cual aumenta el número que puede infectarse, aunque no su transmisibilidad”, afirmó.

“Es muy transmisible, pero todavía no tenemos datos para compararla con la Delta, que era más transmisible que todas las anteriores. Las curvas y las pendientes de incremento de los casos de Ómicron en Sudáfrica es muy pronunciada y todo hace pensar que va a ser muy transmisible. Para tener una idea más clara de cuánto va a evadir la acción protectora de los anticuerpos conferidos por vacunas o cuál es la velocidad de transmisión tendremos que esperar entre dos o tres semanas”, señaló Geffner.

¿Ómicron infecta a vacunados y curados?

Una de las pocas certezas que brindó la OMS sobre las características de esta mutación es su capacidad de infectar tanto a los vacunados como de reinfectar a los que ya transitaron la enfermedad. Sobre esta particularidad, los especialistas evaluaron que podría estar relacionada con las más de 50 mutaciones que presenta, de las cuales 30 se ubican en la proteína S.

“Esto significa que, en cierta forma, reduce la inmunidad adquirida por la vacuna o por infecciones previas y esta capacidad está relacionada con las modificaciones en la proteína S, que es el principal objetivo de los anticuerpos”, explicó Farina. Al tiempo que recalcó la importancia de continuar con la vacunación: “Las vacunas sirven, principalmente para evitar las formas graves y eso es fundamental de cara a lo que viene

Asimismo, Bonvehí advirtió que es posible que “se deba a que las mutaciones hacen que el virus sea ‘menos parecido’ a las variantes anteriores”, con lo cual provoque que “los anticuerpos, ya fueron generados por una infección previa o por la vacuna, puedan ser menos efectivos”.

“Aparentemente, evade la acción protectora conferida por vacunas o por la propia infección y eso tiene que ver con el conjunto de las mutaciones. Las mutaciones en la proteína S son el blanco de nuestros anticuerpos y, si cambia, puede ser que los anticuerpos no le peguen con la misma afinidad o la misma fuerza”, aseguró el inmunólogo. De igual manera, recalcó que esta característica “en absoluto anula la acción protectora de las vacunas, pero muy probablemente va a disminuir su efectividad”.

Ómicron: cuáles son los síntomas y por qué cambiaron

Tras la identificación de esta variante, Angelique Coetzee, médica que la detectó, advirtió cambios en la sintomatología que presentaban los afectados. Según los especialistas, aún no está claras las razones: podría estar relacionada con la vacunación en los infectados, con la edad de estos primeros casos o, bien, con las propias características de Ómicron. De todos modos, aclararon que “es necesario contar con más datos”.

“Los primeros reportes hablan de una sintomatología de presentaciones distinta, con menos compromiso respiratorio, sin niveles importantes de hipoxia, tos, o aumento de la frecuencia de respiratoria. Si un tremendo cansancio, fatiga y debilidad muscular. Puede ser que tenga menos capacidad de inducción de una respuesta inflamatoria sistémica que comprometa, en última instancia, la capacidad respiratoria. Si se confirma, tiene que ver con esta capacidad”, explicó Geffner.

Por su parte Bonvehí evaluó que “la mayoría de los casos son personas jóvenes, donde la enfermedad puede tener menos manifestaciones”, aunque advirtió que también podría deberse a que, ante la alerta por esta mutación, “la gente haya consultado con los primeros síntomas y no haya esperado al cuadro completo”. “No creo que la vacuna tenga impacto, ya que el porcentaje de vacunados en ese país (Sudáfrica) es bajo (25% con vacunación completa)”, agregó.

“Lo más probable es que el cambio en la sintomatología tenga que ver con que gran parte de los casos son reinfecciones o infecciones en personas ya vacunadas, por eso ha disminuido la incidencia de ciertos síntomas, pero no impresiona que la variante genere una sintomatología diferente en general”, aseguró Farina.

Ómicron: cómo es el desarrollo de la enfermedad y cuál es su mortalidad

Desde el comienzo de la pandemia, distintos especialistas dieron porcentajes que marcarían la enfermedad. Es decir, cuántos transitarían cuadros leves o asintomáticos (cerca del 80%), cuando necesitarían hospitalización (un 20%), quienes requerirían de asistencia en Terapias Intensivas (5% aproximadamente) y cuántos fallecerían (entre un 2,5 y un 2%). Hoy, la vacunación permitió que estos números cayeran, aunque aún rigen para los “no vacunados”.

“La vacunación disminuye el porcentaje de internaciones y de caso graves a menos de la mitad de ese número, aunque se mantiene totalmente en los no vacunados. Fue una de las pocas cosas que se mantuvo estable desde el inicio de la pandemia”, explicó Farina. Mientras que Bonvehí agregó: “Muy posiblemente estos números sean mucho menores en países o zonas con altas tasas de cobertura con esquema primario completo (2 dosis). Habrá que ver con Omicrón si esto es así también, pero para Delta está bastante comprobado”.

Para finalizar, Geffner señaló: “Ahora bajó porque tenés un sector muy importante de la población vacunada. Si mirás los picos de ahora de contagios y fallecidos, y los comparás, bajó. Las vacunas previenen mucho. Ahora hay que esperar para ver cómo se comporta Ómicron, con Delta lo conocemos. Es un mundo distinto cuando vacunás que cuando no lo hacés, porque al realizarlo tenés más defensas para evitar un cuadro severo”.

COMPARTIR:

Comentarios