27 de diciembre de 2016

María Servini de Cubría renunció como jueza electoral bonaerense

De manera “indeclinable” y por “estrictas razones personales”, la jueza federal María Servini de Cubría presentó ayer su renuncia a la subrogancia en materia electoral del Juzgado Federal nº1 de La Plata.

Sin embargo, más allá de lo expresado por la magistrada, fuentes judiciales hablaron de los “verdaderos” motivos de la decisión, los cuales tendrían que ver con el “malestar” que le generó la decisión del Consejo de la Magistratura de avanzar con su desplazamiento en la función, que vencía el 31 de marzo próximo, para reemplazarla por el juez federal de Tres de Febrero, Juan Manuel Culotta, quien se autopostuló el pasado 14 de diciembre. 

Entre las razones de la salida, también aparecen los cuestionamientos que pesan sobre su hijo Juan Carlos Cubría, quien había criticado públicamente el manejo de dinero por parte de la Corte Suprema de Justicia de la Nación y, especialmente, a su titular, Ricardo Lorenzetti.

Con la renuncia de Servini, este juzgado clave, de cara al próximo año electoral en el distrito más poblado del país, quedaría acéfalo hasta que la Magistratura se reúna (algo que sucedería en febrero, tras la feria judicial) y concluya el proceso para la designación provisoria de Culotta. 

Actualmente, el magistrado es el titular del Juzgado Federal de Primera Instancia en lo Criminal y Correccional de Tres de Febrero desde 2003, momento en el que fue creado dicho tribunal y, desde 2004 hasta 2006, se desempeñó como juez subrogante del Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional n° 1 de San Isidro, en el que finalmente asumió su actual titular, Sandra Arroyo Salgado.

Servini de Cubría había sido nombrada en el Juzgado Federal nº 1 a principios de este año, cuando fue desplazado el subrogante Laureano Durán, criticado por su conocida ascendencia kirchnerista

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios