Miércoles 10 de Agosto de 2022

Hoy es Miércoles 10 de Agosto de 2022 y son las 02:19 -

INFORMACIóN GRAL

16 de junio de 2022

En una clase de educación sexual, una adolescente contó que su abuelo había abusado de ella

Luego del terrible testimonio, las autoridades del colegio realizaron la denuncia. El hombre de 59 años fue imputado y detenido.

Una adolescente denunció durante una clase de Educación Sexual Integral (ESI) en una escuela salteña que su abuelo abusaba sexualmente de ella cuando tenía 10 años.

Ante esta situación, el establecimiento educativo tomó cartas en el asunto y radicó una denuncia: el acusado fue imputado y luego detenido.

La chica contó detalladamente que cuando tenía 10 años, en diferentes oportunidades, había sido víctima de abuso por parte de su abuelo materno. Con ese testimonio, los directivos de la institución ubicada en Rosario de la Frontera, Salta, decidieron ir a la policía.

La Fiscalía inició una intensa investigación que comprobó los reiterados abusos. Finalmente, el fiscal penal de Rosario de la Frontera, Oscar López Ibarra, imputó y detuvo al hombre de 59 años como autor de los delitos de “abuso sexual con acceso carnal agravado por el vínculo en concurso real con abuso sexual simple agravado por el vínculo en perjuicio de una nieta menor de edad”.

La Fiscalía le solicitó al Juzgado de Garantías interviniente la elevación de la causa a juicio y que mantuvieran la detención provisoria hasta que se recolectaran más pruebas en la causa.

Según trascendió, luego de que expusiera las situaciones aberrantes que tuvo que vivir, la menor se encuentra con asistencia psicológica

Una adolescente de 13 años se arrojó de una moto en movimiento porque su papá la estaba manoseando. El hombre quedó detenido y fue imputado por abuso sexual simple. Sucedió en Santiago del Estero.

El hecho ocurrió luego de un campeonato de fútbol en el paraje San Pedro. En ese momento, la menor y su padre emprendieron el regreso a su casa ubicada en la localidad de La Guanaca, en el departamento Jiménez

Mientras circulaban en una motocicleta por un camino vecinal, el hombre de 40 años disminuyó la velocidad del rodado y comenzó a manosear las partes íntimas de su hija.

Ante esta situación, la nena se arrojó de la moto en movimiento y salió corriendo. En su huida, advirtió que un auto se acercaba e inmediatamente empezó a agitar las manos y pedir auxilio.

COMPARTIR:

Comentarios