Miércoles 5 de Mayo de 2021

22 de julio de 2017

Araceli Lizaso salió a desmentir a Mirtha sobre la muerte de “El Zorro”

La toldense que fue pareja de Guy Williams respondió a los dichos de la “Chiqui” Legrand, quien había dicho en su programa que “El Zorro” había muerto solo.

La actriz de Los Toldos, Araceli Lizaso, salió a desmentir las declaraciones que el fin de semana pasado había realizado Mirtha Legrand en su programa. Respecto a Guy Willams, la diva aseguró que “Era un hombre encantador. Yo fui al entierro. Éramos dos personas, Fernando Lúpiz y yo.” Por estos dichos, la actriz y novia de “El Zorro”, que hoy vive en Potrero de los Funes (San Luis) se enojó y salió a contestarle en un programa de TV que se emite por Canal 9 de la ciudad de Buenos Aires.

En una nota que ofreció al sitio www.elchorrillero.com, Araceli contestó a los dichos de Legrand y contó la historia de amor que la unió con “Diego de la Vega”.

Allí, Lizaso aclaró los dichos que explotaron en el ámbito del espectáculo. “Quieren mostrarla como la historia del ‘Mono Gatica’, a quien adoro. Pero Guy no estaba pobre, no estaba solo, su muerte fue un accidente en una época donde no había comunicación”.

“Creo que quiso decir que famosos estaban ellos dos (Mirtha Legrand y Federico Lúpiz), pero por su edad hay cosas que no se acuerda”, sentenció en relación al recuerdo de “La Chiqui”.

En la charla con la radio villamercedina, la toldense además contó que conoció a “El Zorro” en enero de 1978. En esa ocasión el actor de Hollywood realizaba presentaciones en Buenos Aires junto a su amigo Federico Lúpiz. “Yo vivía en Italia, y cuando volví fui a saludar a Federico. No era fanática de Guy, pero sabía quién era. Estaba vestido de “El Zorro”, tenía unos ojos verdes alucinantes. Nos miramos y nos quedamos con los ojos clavados, fue de película. Después nunca más nos separamos”, declaró en la entrevista.

Contó que desde ese momento comenzó la magia entre ambos. Ella le habló en italiano, y él quedó encantado (porque Guy era de descendencia italiana): “Me agradeció porque me dijo que cuando le hablaban en inglés no entendía y no se animaba a decirlo”. Él tenía 54 años y ella 24. Igual se enamoraron, y él nunca más volvió a su país, hasta después de su fallecimiento.

“Crecí con el sentimiento de que el hombre siempre tenía que ser más grande que la mujer. Mi primer novio tenía 27 años y yo 14”, agregó la actriz.

Reconoció que sigue suspirando por ese hombre mayor que supo complacerla como nadie, porque después de su muerte nunca volvió a sentir lo mismo: “Todos me dicen que no tengo que comparar, pero cuando tuviste uno tan grande, es imposible. Fue un amor de novela. Si se pinchaba el dedo, yo sentía el pinchazo, él me decía que yo era su espejo, nos reíamos todo el día, tenía un gran sentido del humor; era brillante, sabía de cultura y de historia”.

Recordó que Williams le enseñó a cocinar, y que durante la guerra de Malvinas se ofreció para colaborar de alguna manera: “Él no estaba de acuerdo con las políticas de su país, y amaba a la Argentina”. Y sobre San Luis aseguró: “Cuando visitamos este lugar, él lo eligió para vivir”.

En mayo de 1989 el actor fue encontrado sin vida en su departamento de Recoleta; había sufrido un aneurisma cerebral.

Gracias a las gestiones de Lúpiz, sus restos permanecieron durante dos años en el panteón de la Asociación Argentina de Actores. En 1991 su hijo Stive recibió las cenizas en California y cumplió con el deseo de su padre: esparcirlas en las montañas de California, en la playa de Malibú y en el océano Pacífico.

CREDITO: Impacto

COMPARTIR:

Comentarios